Masescena - Passport: Risas sin pasaporte con destino a Komedistán

AÑO VII  Número 319

27 SEPTIEMBRE 2023
PASSPORT ES EL HILARANTE, DESTERNILLANTE Y DEFINITIVO VIAJE DE YLLANA A LA COMEDIA, CARGADO DE DESDICHAS ANÉCDOTAS Y MUCHO HUMOR

Passport: Risas sin pasaporte con destino a Komedistán

Los Payasos de la tele cantaban “El viajar es un placer. Que nos suele suceder”. En efecto, para muchos no hay nada más gratificante que viajar y conocer nuevos destinos. Salvo cuando surgen pequeños o grandes inconvenientes que pueden hacer de tu idílico viaje un gran desastre o una fuente inagotable de anécdotas. Si no, que se lo digan a los protagonistas de esta divertida obra representada en el Teatro Alfil.

Yllana, la compañía de humor más atrevida, irreverente y desvergonzada de nuestro país, regresa, si es que alguna vez llegó a irse, con una propuesta muy viajera. Tanto los fans incondicionales como los recién llegados al mundo del humor seguramente han escuchado hablar o han tenido la oportunidad de presenciar algunas de sus producciones más destacadas como PaGAGnini, The Opera Locos o The Primitals. En esta ocasión, pretenden, y así lo consiguen, realizar un homenaje a las compañías de teatro y sus divertidas aventuras por el mundo. Estas obras se han ganado un lugar privilegiado gracias a su ingenioso humor gestual, recibiendo numerosos premios y, sobre todo, el aprecio y el respeto del público. De hecho, y así pude comprobarlo, muchos de los asistentes a esta función ya habían presenciado trabajos anteriores. Podríamos llamarlos Yllanáticos.

La construcción de este tipo de propuestas humorísticas es un verdadero desafío ya que lograr hilar una serie de escenas cómicas sin apenas diálogo, desafiando las barreras del lenguaje y utilizando recursos como las onomatopeyas, la música y el ingenioso atrezzo para crear un espectáculo cómico y dinámico, requiere una gran destreza. Aquí es donde radica la verdadera diferencia: mientras que otras compañías se apoyan en el humor clown de manera ocasional, Yllana lo convierte en el eje central de sus espectáculos. Le da igual, la comida, el cambio climático, reos en el corredor de la muerte o lo que se le ponga por delante. Todas gozan de una estructura, coherencia y significado propios. Bajo esta premisa, Fidel Fernández, uno de los socios fundadores, coge los mandos de esta representación con uno de los títulos más emotivos, por condensar en un mismo libreto las divertidas anécdotas, no solo de ellos, sino de muchas compañías ambulantes, las cuales, precisamente, ayudaron a llevar la cultura a todos los pueblos.            

En Passport, los acompañaremos en un delirante viaje por los cinco continentes con destino a Komedistán, un lugar de risa que vete a tú a saber dónde está, para representar uno de sus números cómicos. Ahora bien, para llegar allí tendrán que hacer frente a más de un contratiempo, como pasar el control de aduanas. Este número, de los primeros de la representación, es sensacional, nos sentiremos identificados y resume todo lo que vamos a ver en los 90 minutos de duración.

Como cualquier extranjero, se tendrán que enfrentar a un idioma desconocido que, como nos pasa a los españoles, rápidamente le cogerán el tranquillo; y comer en sitios de los que puedes arrepentirte. A este sketch, quizá se le pueda sacar más partido introduciendo más elementos o recortando su duración; aun así, consigue la risa del público. Por no hablar de pasar la noche en un hotel, hostal o lo que cada economía pueda permitirse. Este número es otro de los más destacados por su complicación y originalidad al abordar todas las situaciones que pueden llevar a no pegar ojo por la noche debido a causas ajenas. A esto se suma su relación cercana y cómplice con la audiencia, interactuando constantemente con ellos e incluso invitándolos a subir al escenario. Este enfoque se convierte en una válvula de escape y una fuente de aire fresco para estos particulares viajeros.

El equipo de viajeros, en alternancia, está formado por César Maroto, Rubén Hernández, Susana Cortés, Edu Ferres y Estefanía Rocamora. Todos formados en el humor gestual con números individuales y colectivos sobresalientes. Sin pronunciar una sola palabra, logran transmitir una amplia gama de emociones y situaciones cómicas a través de su desbordante gestualidad facial y movimientos corporales. Es fascinante presenciar cómo logran establecer una conexión instantánea con el público, generando risas y carcajadas sin necesidad de utilizar diálogos verbales. La dificultad de hacer reír sin recurrir a la palabra habla del talento y la habilidad de estos artistas. Su dominio de la comedia física y el timing cómico es excepcional. Cada gesto, cada mirada y cada movimiento está cuidadosamente ejecutado, lo que crea una dinámica perfecta que desencadena las risas del público. Además del ingenio gestual, utilizan recursos como las onomatopeyas de manera pertinente. Los sonidos cómicos y exagerados agregan un elemento extra de humor a las escenas, intensificando la comicidad de cada situación. Las onomatopeyas se convierten en un lenguaje universal entendido por todos y que nos sumergen aún más en el mundo absurdo y divertido creado por Yllana.

La construcción escenográfica diseñado a dos manos por Tatiana de Sarabia e Ismael García es funcional y permite las rápidas entradas y salidas del reparto y los limpios cambios de decorado. Por su parte, la música y los decorados también desempeñan un papel fundamental en Passport. La cuidada selección musical, junto a los efectos sonoros de Luis López de Segovia, crean el ambiente adecuado para cada escena, realzando el humor y generando contrastes cómicos. El atrezzo ingenioso y sorprendente diseñado por Gonzalo Gatica añade un toque visualmente impactante y creativo a cada momento, potenciando la comicidad de las situaciones y dando rienda suelta a la carcajada de todos los presentes.

 

Idea Original: Yllana

Dirección Artística: Fidel Fernández

Intérpretes: (en alternancia) César Maroto, Rubén Hernández, Susana Cortés, Edu Ferres, Estefanía Rocamora.

Diseño de iluminación: Paco Rapado

Técnico: Luis Garbayo

Efectos de sonido: Luis López de Segovia

Atrecista: Gonzalo Gatica

Vestuario: Tatiana de Sarabia

Escenografía: Tatiana de Sarabia e Ismael García

Comunicación y Prensa: Rosa Arroyo, María Crespo y Alicia Suela

Diseño Gráfico: Daniel Vilaplana

Foto: Julio Moya

Producción: Mabel Caínzos y Fran Álvarez

Logística en gira: Mónica González

Contratación Internacional: Daniela Scarabino

Productor Ejecutivo: Marcos Ottone

 

 

Noticias relacionadas