Masescena - Ricardo Darín agota las localidades de la temporada en Madrid con "Escenas de la vida conyugal"

AÑO VII  Número 341

29 FEBRERO 2024
ÚLTIMAS DOS OPORTUNIDADES DE VERLA: BARCELONA Y BILBAO

Ricardo Darín agota las localidades de la temporada en Madrid con "Escenas de la vida conyugal"

Tras haber sido vista por más de 300.000 espectadores en más de 400 representaciones en Argentina, España, Uruguay, Chile y Perú,
la obra “Escenas de la vida conyugal” continua imparable. La obra protagonizada por Ricardo Darín y Andrea Pietra,
que se estrenó el 20 de Septiembre en los Teatros del Canal, agotó hace más de una semana todas las entradas para lo que les queda de temporada en Madrid.

Es por ello que quienes deseen disfrutar de esta obra maestra de Ingmar Bergman debe desplazarse a Barcelona o a Bilbao.

BARCELONA
Teatro Tívoli – Del 25 al 29 de Octubre (X y J, 20.30 h. V y S, 21.30 h. D, 18.30 h.)

BILBAO
Teatro Campos Elíseos – Del 1 al 5 de Noviembre (De X a S, 20 h. D, 19 h)

Ricardo Darín y Andrea Pietra, bajo la dirección de Norma Aleandro, presentan esta obra maestra de Ingmar Bergman basada en la película del genial director sueco.

En Escenas de la vida conyugal vemos a Juan y Mariana (Darín y Pietra) en una serie de situaciones en las que enseñan distintas etapas de su matrimonio y que continúan después de sudivorcio. Escenas cotidianas, divertidas o dramáticas que siempre resaltan las condición humana. 
Todas ellas con una fuerte presencia del amor y con las que cualquiera puede identificarse.

Escenas de la vida conyugal fue concebida por Bergman en 1973 como una miniserie para la televisión sueca, con Liv Ullman y Earlan Josephson como protagonistas. Fue una versión de 5 horas de duración que despertó tanto interés que en su último capítulo congregó frente a los televisores a más de la mitad de la población sueca. Con igual éxito se presentó en numerosos países. 
Pasó luego al cine, obteniendo importantes premios como el Globo de Oro o el Bafta. En 1981, Bergman la estrenó en teatro en Munich, donde se encontrabaexiliado voluntariamente.

Norma Aleandro, primera dama de la escena argentina y directora de esta versión, protagonizó la obra en 1992 junto a Alfredo Alcón, en lo que se recuerda como uno de los hitos teatrales de la cartelera porteña.